jueves, 19 de noviembre de 2009

TRAFICO ILICITO DE ANIMALES

Con el tiempo se ha ido incrementando incontrolablemente, el deseo de poseer animales exóticos como mascotas o para satisfacer la vanidad de muchos; usándose sus pieles en la confección de abrigos, carteras, zapatos, etc.; haciendo que gente sin escrúpulos haya fomentado la creación de otro de los más grandes tráficos ilícitos, tan lucrativo como el de estupefacientes y poco más que el de armas.

Cada año, las selvas de América del Sur, ven mer-mada su fauna, con un comercio ilegal que supera los 10,000 millones de dólares. En la actualidad, casi 2,000 diferentes especies de animales, se hallan en peligro de extinción.

Lo más triste del problema, es que los traficantes usan métodos infrahumanos; para llevar a cabo su transporte ilegal, dando lugar a que lamentablemente entre el 50 y el 80% de estos animales, mueren en una penosa y larga travesía.

Las fronteras de diferentes países, dan cuenta de numerosos embargos que realizan; durante los que han encontrado animales desnutridos, drogados, congelados o con fracturas, escondidos dentro de todo lo que uno menos se pueda imaginar: motores, carteras, llantas, zapatos, cilindros, etc. En otros casos, se han encontrado animales de mayor tamaño, con bolsas de cocaina insertadas en sus rectos.

Un papagayo, que puede costar en Perú diez dólares; se valoriza en Nueva York hasta en 3,000 dólares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada